Blog

Cómo elegir el motor para automatizar las persianas

Si ya no quieres estar levantando y bajando las persianas de forma manual, tienes que saber que existe la posibilidad de hacerlo de modo automático. Claro, para ello necesitamos instalar un motor, y vamos a enseñarte las cuestiones importantes al respecto.

Ventajas de las persianas motorizadas

Uno de los principales beneficios que nos ofrecen las persianas motorizadas, tiene que ver con la comodidad, ya que no tendremos que volver a levantarlas ni bajarlas. Es decir, nos ahorraremos una buena cantidad de esfuerzo diario en este sentido. Incluso, las persianas motorizadas más modernas, permiten programar un horario para levantarse y otro para subirse. Otra de las ventajas de estas persianas es que como se mueven automáticamente, harán creer a los ladrones que hay gente en casa incluso cuando no la hay. Además, las persianas motorizadas son mucho más fáciles de instalar de lo que la mayoría de la gente piensa. Esto se debe a que si contratamos a un cerrajero profesional, podrá llevar a cabo esta tarea en apenas un rato, ya que cuenta con los conocimientos y herramientas específicas.

¿Cuáles son las claves de las persianas automatizadas?

Lo principal que debemos saber acerca de las persianas automatizadas es que son más seguras que las tradicionales, que no requieren de ningún esfuerzo en el día a día, y que son mucho más fáciles de instalar que lo que la mayoría cree.

¿Qué hay que mirar al comprar un motor para una persiana?

Algunos elementos a considerar antes de instalar persianas automatizadas en casa tienen que ver con analizar el ancho de la cinta, que suele ser de 15 o 23 centímetros. De hecho, se las conoce como modelo mini o modelo de cinta ancha, respectivamente. El material es otro de los aspectos de las persianas automatizadas a tener en cuenta. Casi siempre estas persianas están fabricadas en aluminio o en plástico.

Tipos de motores

Las persianas automatizadas tienen dos tipos de motores por lo general. El motor más habitual es el motor tubular, o también conocido como motor de cinta. Se trata del modelo más habitual. Luego, tenemos los motores de cinta o no tubulares. En este caso, también hay una subdivisión, ya que están los motores de superficie, y los motores de empotrar, que son más elegantes, teniendo en cuenta que quedan escondidos, disimulados.

Extras a tener en cuenta a la hora de comprar un motor para persianas

Los motores con sensores solares son la última tendencia en persianas automatizadas. Gracias a ellos, el sistema sabe cuándo hay sol, o cuándo es de día, y de esta forma tan sencilla regula si tiene que levantar o no las persianas. Algo muy sencillo. Incluso podrás graduar la cantidad de luz solar que quieres tener en tu habitación. Otras persianas automatizadas destacan porque poseen mandos a distancia, de modo que son mucho más fáciles de controlar, aunque no automáticas. Estas persianas automatizadas son las mismas que permiten programar sus horarios desde el propio mando.

¿Cómo elegir el motor adecuado para cada persiana?

El motor de tus persianas automatizadas dependerá tanto del peso de la persiana como del diámetro del eje. Como regla general, te recomendamos que contrates un cerrajero profesional para instalar las persianas automatizadas en tu vivienda.

Tipos de cierres metálicos

¿Quieres conocer los conocer los diferentes tipos de cierres metálicos que puedes adquirir? En este artículo vamos a enseñarte todos los detalles respecto de los modelos más actuales, con un listado que posee las alternativas más valoradas por el público.

¿Qué es un cierre metálico?

Antes que nada, un cierre metálico es una cortina de metal, que te permitirá cerrar tu tienda, protegiéndola ante el posible ataque de ladrones. Por supuesto, hay más de un modelo de cierre metálico, así que vamos a ver los principales.

Cierres metálicos enrollables

Uno de los cierres metálicos más famosos. El sistema se enrolla del mismo modo que una persiana.

Cierres metálicos automáticos

Aunque el sistema es igual que el anterior, en este caso el procedimiento de cierre y apertura se produce de forma automática, y no de modo manual. Por eso esta segunda opción, con su mando a distancia, es bastante más cómoda que la primera.

Cierres metálicos de aluminio

A diferencia de las dos alternativas anteriores en cierres metálicos, en este caso el material utilizado es aluminio, lo que ofrece una mayor protección.

Cierres metálicos ciegos

La clave de los cierres metálicos ciegos es que impiden absolutamente ver qué se oculta en el interior de las viviendas o tiendas donde se utilizan. En este caso, hay cierres metálicos ciegos manuales pero también automáticos, para cada necesidad.

Cierres metálicos de concha

Se trata de unos cierres metálicos fabricados con barras, de distintos tamaños y grosores, pensados para que quien circula por la calle sí vea hacia dentro de la tienda.

Cierres metálicos de lama plana

Otro sistema de cierres metálicos enrollable, como los primeros. Los hay de distintos tipos, como por ejemplo pletina plana cruzada, pletina plana lineal simple o pletina plana doble. La última opción es la mejor si quieres mayor seguridad.

Cierres metálicos micro perforados

Los cierres metálicos micro perforados no tienen demasiadas diferencias con los cierres ciegos. En este caso en particular, la diferencia es que sí podemos ver hacia el interior, justamente por las perforaciones que tienen en su extensión.

Cierres metálicos troleados

Los cierres metálicos troleados han sido pensados en pos de la visibilidad. Aunque no son más inseguros que otros, en este caso se ven mucho hacia el interior.

Cierres metálicos de tijera

Con su apertura central o lateral, o bien de giro, los cierres metálicos de tijera permitirán una visión absoluta de lo que hay en el interior de la tienda. Si quieres un diseño que abierto ocupe poco espacio, los cierres metálicos de tijera son para ti.

Cierres metálicos de acero inoxidable

Un modelo de los más habituales, aunque como su nombre lo destaca, estos cierres metálicos están realizados en acero inoxidable, para una mayor durabilidad.

Cierres metálicos galvanizados

Un sistema de cierres metálicos tradicional, aunque con el detalle de que el cierre ha sido fabricado con pintura galvanizada. Poco más para destacar.

¿Qué mirar al comprar un cierre metalizado?

Los cierres metálicos para tu tienda tienen que estar siempre hechos a medida, por lo que corresponde que el trabajo lo realice un cerrajero profesional. Por lo demás, tienes que analizar bien los materiales a utilizar, como así también el grosor de ellos.